Consulta

Diabetes Mellitus Tipo 2 y Nutrición

Diabetes Mellitus Tipo 2 oms

La diabetes mellitus tipo 2 es una enfermedad compleja que puede afectar a todo el cuerpo. Sin embargo, se puede controlar a través de una alimentación y estilo de vida saludables. De este modo, igualmente, se pueden evitar las complicaciones que esta enfermedad acarrea.

De hecho, a mis pacientes les recalco que vean la diabetes mellitus tipo 2 como una enfermedad para mejorar, aprender a alimentarse, cuidarse y optimizar los hábitos, tal como siempre se ha de haber hecho, solo que la diferencia es que ahora hay un motivo mayor por el cual hacerlo. Con la implementación de medidas adecuadas, hasta la tasa de mortalidad por diabetes puede ser nula.

Entonces, si bien actualmente no existe una cura para la diabetes mellitus tipo 2, puedes vivir de manera agradable si aprendes sobre la afección y la manejas efectivamente.

La diabetes mellitus tipo 2 es una afección en la que el cuerpo no produce suficiente hormona insulina, lo que resulta en niveles altos de glucosa en el torrente sanguíneo. Hay muchos tipos diferentes de diabetes; las más comunes son la diabetes tipo 1 y tipo 2, aunque igual está la diabetes gestacional que ocurre durante la segunda mitad del embarazo.

¿Cuántos tipos de diabetes existen?

Hay diferentes tipos de diabetes; todos los tipos son complejos y serios. Los tres tipos principales de diabetes son el tipo 1, el tipo 2 y la diabetes gestacional. Por otra parte, también está la prediabetes.

  Diabetes Mellitus Tipo 2 tratamientos

  • Diabetes tipo 1: Este tipo generalmente se desarrolla con bastante rapidez, durante días o semanas, a medida que el páncreas deja de producir insulina. La diabetes tipo 1 usualmente se presenta por primera vez en la infancia.
  • Diabetes tipo 2: Esta es más común en personas con sobrepeso u obesidad. La diabetes tipo 2 tiende a desarrollarse gradualmente (durante semanas o meses). Esto se debe a que las personas con diabetes tipo 2 todavía producen insulina (a diferencia de la diabetes tipo 1), sin embargo, las personas con diabetes tipo 2 no producen suficiente insulina para las necesidades del cuerpo o el cuerpo no puede usar la insulina correctamente. La diabetes tipo 2 tiende a comenzar en adultos de mediana edad o ancianos, pero se observa cada vez más en niños y adultos jóvenes.
  • Diabetes gestacional: Además de la diabetes tipo 1 y tipo 2, existen otros tipos de diabetes. Las mujeres embarazadas que nunca antes han tenido diabetes pero que tienen niveles altos de glucosa en sangre durante el embarazo tienen diabetes gestacional. La diabetes gestacional afecta aproximadamente al 4% de todas las mujeres embarazadas.
  • Prediabetes: La prediabetes ocurre cuando tus niveles de glucosa en sangre son demasiado altos, pero no lo suficientemente altos como para llamarlos diabetes. Las personas que desarrollan diabetes tipo 2 en la mayoría de los casos tienen prediabetes primero.

Datos y cifras

La cantidad de personas que padecen diabetes a nivel mundial es grande, habiendo registrado un aproximado de 422 millones de diabéticos para el año 2014. Además, también se ha evidenciado un incremento del 5% en las probabilidades de que la diabetes conlleva a la muerte prematura.

De acuerdo a investigaciones, se evalúa que en el año 2012 un total de 2,2 millones de personas murieron a causa de niveles altos de glucosa. Y en el año 2019 1,5 millones de personas fallecieron por diabetes.

Asimismo, se ha registrado que la diabetes estimula la aparición de otros problemas de salud como lo son los accidentes cardiovasculares, ceguera, infartos y la necesidad de amputar las extremidades inferiores.

Considerando las cifras tan altas, es un indicio de que falta concientización de las personas dado a que la diabetes es posible prevenirla y tratarla a través de hábitos saludables donde estén incluidos una buena alimentación y actividad física.

 

Síntomas de la diabetes mellitus tipo 2, causas y factores de riesgo

En la diabetes tipo 1, los síntomas suelen ser repentinos y pueden poner en peligro la vida; por lo tanto, suele diagnosticarse con bastante rapidez. En la diabetes tipo 2, muchas personas no presentan ningún síntoma, mientras que otros signos pueden pasar desapercibidos y se consideran parte del “envejecimiento”.

Cuando se notan los síntomas, es posible que las complicaciones de la diabetes ya estén presentes.

Los síntomas comunes incluyen:

  • Tener más sed de lo habitual
  • Sentirse cansado y letárgico
  • Tener hambre constantemente
  • Las heridas sanan lentamente
  • Picazón, infecciones de la piel
  • Visión borrosa
  • Pérdida de peso inexplicable (diabetes tipo 1)
  • Aumento de peso gradualmente (diabetes tipo 2)
  • Cambios de humor
  • Dolores de cabeza
  • Sentirse mareado
  • Calambres en las piernas

En cuanto a las causas, la diabetes ocurre cuando el cuerpo se vuelve resistente a la insulina y/o cuando la producción de insulina se ve comprometida. Hay factores que juegan un papel importante en este sentido, como lo es el peso corporal y los hábitos alimentarios, además de la genética.

La buena noticia es que hay tres factores que puedes usar a tu favor y disminuir así el efecto que tenga la genética en ti. Estos tres factores son: cómo te alimentas, la actividad física y tus hábitos de estilo de vida (descanso, estrés, salud mental, etc.). Considerando estos factores puedes darle una vuelta a tu genética y llegar a mejorarla para tu descendencia.

Cuando las personas aumentan de peso y tienen más células en el cuerpo, necesitarán más insulina para llegar a estas células e introducir glucosa en ellas en lugar de dejarla circulando en el torrente sanguíneo.

Por este motivo es que el sobrepeso es uno de los causantes principales de la diabetes.

De igual modo, hay distintos factores de riesgo asociados con un mayor riesgo de diabetes. Estos son algunos de los más habituales:

  • Antecedentes familiares: Si uno de los padres o un hermano tiene diabetes, tú tienes un mayor riesgo de desarrollar diabetes.
  • Obesidad/distribución de la grasa: Más tejido graso significa que es probable que más células sean resistentes a la insulina.
  • Consumo de alcohol: El consumo excesivo de alcohol se ha asociado con un mayor riesgo de diabetes.
  • Ejercicio: Cuanto menos activo seas, es más posible que tengas niveles elevados de azúcar en sangre, dado a que tu cuerpo utiliza menos glucosa en sangre, mientras que el aumento de peso por falta de ejercicio también puede provocar resistencia a la insulina.
  • Tabaquismo: El consumo de tabaco se asocia con un aumento de los niveles de azúcar en sangre y resistencia a la insulina. Los fumadores tienen muchas más probabilidades de desarrollar diabetes que los no fumadores. Las personas con diabetes que fuman tienen más dificultades para controlar sus niveles de azúcar en sangre y tienen un mayor riesgo de tener problemas de salud graves, como enfermedades cardíacas o renales.
  • Presión arterial alta: Tener presión arterial elevada y niveles elevados de colesterol se ha relacionado con un mayor riesgo de diabetes tipo 2.

Diabetes Mellitus Tipo 2 causas

Repercusiones a la salud

Cuando alguien tiene diabetes, su cuerpo no puede mantener niveles saludables de glucosa en sangre. La glucosa es una forma de azúcar que es la principal fuente de energía para nuestro cuerpo. Los niveles no saludables de glucosa en la sangre pueden provocar complicaciones de salud a largo y corto plazo.

Si tus niveles de glucosa no están bien controlados, esto puede causar falta de líquido en el cuerpo (deshidratación), cansancio y somnolencia. Esto puede progresar a una enfermedad grave que puede poner en peligro la vida, especialmente si tienes diabetes tipo 1.

Para las personas con diabetes tipo 1, los niveles altos de glucosa en sangre pueden producir ácidos llamados cetonas en el torrente sanguíneo (esto se llama cetoacidosis). Con menos frecuencia, las personas con diabetes tipo 2 pueden desarrollar una afección con niveles de glucosa en sangre muy altos, pero sin cetonas (llamado coma hiperglucémico hiperosmolar).

Cualquiera de estas condiciones puede reducir peligrosamente el líquido en tu cuerpo y ambas condiciones necesitan tratamiento urgente.

La diabetes igualmente causa otros problemas, especialmente infecciones repetidas. Las infecciones pueden tardar más en mejorar o ser más difíciles de tratar. Este es particularmente el caso si tus niveles de glucosa en sangre están mal controlados.

Diagnóstico

Una simple prueba con tira reactiva puede detectar glucosa en una muestra de orina. Esto puede sugerir el diagnóstico de diabetes. Sin embargo, la única forma de confirmar el diagnóstico es hacerse un análisis de sangre para observar el nivel de glucosa en la sangre. Si es alto, confirmará que tienes diabetes.

A algunas personas se les debe tomar dos muestras de sangre y se les puede pedir que ayunen (esto significa no tener nada para comer o beber, excepto agua, desde la medianoche antes de que se realice el análisis de sangre).

Un análisis de sangre diferente que mide una sustancia química llamada HbA1c ahora también se usa para diagnosticar la diabetes tipo 2, pero no es adecuado para el diagnóstico de la diabetes tipo 1.

Tratamiento y prevención

Cualquier persona con diabetes debe seguir un estilo de vida saludable con una dieta saludable, mantener un peso corporal ideal, hacer ejercicio regularmente y no fumar. Las personas con diabetes tipo 1 también siempre necesitan tratamiento con insulina.

Actualmente no existe una forma conocida de prevenir la diabetes tipo 1, aunque muchos estudios están analizando varias posibilidades diferentes.

La diabetes tipo 2 se puede prevenir siguiendo un estilo de vida saludable, como una dieta sana, ejercicio regular y no tener sobrepeso. Esto es muy importante para todos. Sin embargo, es particularmente importante para las personas que corren un mayor riesgo, incluidas las que tienen prediabetes.

Por qué debería ir al nutriólogo para mejorar este problema

Un estilo de vida saludable es algo en lo que todos deberíamos esforzarnos por mantener, especialmente aquellos que viven con diabetes. Mantener el rumbo con una buena dieta y régimen de ejercicio y mantener regulados los niveles de glucosa es vital para los diabéticos.

En este sentido, nosotros los nutriólogos podemos ser de gran ayuda porque podemos hacer que cada paciente sea consciente de que los diferentes enfoques funcionan para diferentes personas. Lo esencial en este tipo de casos es fomentar la alimentación saludable y hacer planes de alimentación personalizados.

¿Qué alimentos podrían ayudarme?

Diabetes Mellitus Tipo 2 sintomas

Puedes hacer algunos ajustes en tu forma de comer para ayudar a prevenir los picos de azúcar en sangre. La diabetes se puede controlar mucho mejor cuando una persona elige hábitos alimenticios que le ayudarán a mantener los niveles de glucosa dentro de los rangos seguros.

No obstante, es fundamental saber que no hay alimentos únicos o mágicos que te ayuden a controlar la diabetes, por ello lo que recomiendo a mis pacientes es que aprendan a comer balanceadamente hidratos de carbono de calidad, proteínas, grasas y cantidades suficientes de vegetales.

Beneficios de la actividad física

La actividad física resulta muy beneficiosa para aquellos que padecen diabetes. Por ello, es útil estar al tanto de todos esos beneficios, los cuales serán explicados a continuación:

  • Reduce el nivel de glucosa en sangre
  • Mejora la sensibilidad a la insulina, lo que significa que tu cuerpo funciona mejor.
  • Disminuye la grasa corporal
  • Ayuda a fortalecer y tonificar los músculos
  • Reduce tu riesgo de enfermedad cardíaca
  • Mejora la circulación
  • Conserva la masa ósea

Podemos ayudarte a tener una mejor calidad de vida, controlar tus cifras en nuestra consulta

No estás solo en el proceso para tratar la diabetes, yo te puedo ayudar en mis consultas de nutrición, guiándote e indicándote los planes alimenticios que más se adaptan a tus necesidades y así podamos hacer la diabetes más llevadera, como todo un equipo.

La nutrición es clave cuando se trata de diabetes, por lo que es recomendable que asistas a un nutriólogo. A mis pacientes con diabetes siempre les ayudo a mejorar su calidad de vida y a mantener un control sobre sus cifras, para que puedan llevar una vida plena.

Si tienes diabetes y quieres una consulta conmigo, puedes contactarme para agendar la cita. Si tienes alguna duda, puedes dejarla en la zona de comentarios debajo y así con gusto te la podré resolver.

firma

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Suscríbete y recibe
contenido muy saludable
directamente en tu correo electrónico